Inténtalo

Lo único imposible es aquello que no intentas

Puedes intentarlo
Puedes intentarlo

Hay que intentarlo

Alguien dijo que las cosas dejan de ser imposibles en el momento en que alguien las intenta. En ese momento pasan a ser simplemente difíciles. Y aunque no lo parezca existe una grandísima diferencia entre algo imposible y algo difícil.

Las metas de algunas personas parecen imposibles, y se las critica por ello. Se les tacha de ilusos e irreales por buscar lo imposible en los deportes, en los estudios, profesionalmente o en cualquier otra cosa. Se les dice que viven en las nubes y que nunca lo conseguirán. Que tienen que tener los pies en el suelo en vez de perder el tiempo imaginando cosas que sólo están al alcance de unos pocos privilegiados que ya han nacido con ese don. Eso desanima a muchos que no llegan a intentarlo y para ellos se convierte en imposible.

Sin embargo, otras no se rinden y lo intentan. Para ellas ha dejado de ser imposible para ser tan solo difícil y con el tiempo y esfuerzo consiguen su objetivo.

Todos nosotros tenemos grandes capacidades y con el esfuerzo y constancia suficientes podemos conseguir cosas que los demás no llegan a imaginar. Siempre ha habido soñadores que conseguían sus objetivos y soñadores que sólo sueñan pero nunca se ponen en marcha. La diferencia entre ellos es que los primeros sueñan, elaboran un plan y comienzan a actuar. Los segundos sueñan y siguen soñando. ¿Sabías que Walt Disney era un dibujante de cómics al que nadie quería publicar sus historias de un pequeño ratón con orejas grandes y redondas?

¿Eres de los que sueñan, planifican y actúan o de los que sueñan y sueñan?

La única diferencia entro estos dos grupos es comenzar y continuar. Hay que establecer un plan, dar el primer paso y sobretodo continuar, no importa lo difícil que parezca. Cuando las circunstancias son muy adversas y se tiene la sensación de que hay un muro infranqueable en el camino, es ahí donde el destino elige a sus ganadores.

Los ganadores son aquellos capaces de superar el muro

Unas personas golpearán y golpearán el muro tratando de derribarlo sin éxito, otras simplemente abandonarán, pero otras buscarán la forma de saltarlo, rodearlo, cavar un túnel por debajo o lo que haga falta para superar el muro. ¿A qué clase perteneces tú? ¿Quizá ha llegado el momento de cambiar? Si buscas resultados diferentes, deberías probar cosas diferentes.

Recuerda que si quieres conseguir algo, por muy difícil que parezca, debes establecer un plan, descomponerlo en pequeñas partes y empezar por la primera y sobre todo continuar y continuar. Aquello que parecía imposible habrá dejado de serlo.

Lo único imposible es aquello que no intentas.

Y si no quieres perderte ninguna de nuestras frases y textos de motivación te puedes suscribir con tu e-mail.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *